Falun Dafa

Charles Lee


Charles Lee


    El Dr. Charles Lee, médico chino-americano residente en Estados Unidos, fue arrestado y torturado durante 3 años por el gobierno del Partido Comunista Chino cuando viajó a China en 2003 para visitar a su madre, por su negación a abandonar su creencia espiritual y los principios de Verdad, Benevolencia, y Tolerancia, principios de la disciplina tradicional china Falun Dafa (www.falundafa.org). Durante su sentencia, todos los esfuerzos de la embajada norteamericana por liberarlo fueron en vano. Su caso generó un notable movimiento en todo el mundo.
    Lee visitaro Buenos Aires para dar su testimonio en la querella en curso contra el alto funcionario chino Luo Gan por genocidio y torturas contra 100 millones de practicantes de Falun Gong en China, aceptada por el Juez Federal Octavio Aráoz de Lamadrid en enero del 2006 en un fallo histórico. Así mismo, ésta fue una parada más de su viaje por el mundo para informar sobre las más recientes atrocidades del genocidio contra los 100 millones de practicantes de la disciplina Falun Dafa en China.
    En la conferencia que se realizo posteriormente a su declaración, Lee habló sobre su experiencia y también sobre el informe realizado por el ex Secretario de Estado de Canadá para la Región Asia Pacifico David Kilgour y el abogado de DDHH de Canadá David Matas, donde confirman la existencia de casos de sustracción de órganos de practicantes vivos de Falun Gong en China (el informe se encuentra disponible en español en www.organharvestinvestigation.net).
    El Dr. Charles Lee nació en la provincia de Jiangsu, China. Después de recibirse de médico en China, emigró a Estados Unidos y continuó sus estudios en 1991 con una beca completa para realizar un master en fisiología en la universidad de Illinois en Urbana-Champaign. Se graduó en 1995 y prosiguió con diversos trabajos de investigación en la Universidad de Harvard. Actualmente reside en Nueva Jersey, Estados Unidos.


Falun Gong es un sistema de cultivación que consiste en un set de cinco ejercicios y también uno cultiva el corazón en los principios de Verdad, Benevolencia y Tolerancia. Se dio a conocer en 1992 en China y en muy poco tiempo, en siete años, en 1999 ya había cien millones de personas. La disciplina ayuda a mejorar la mente a un nivel de conciencia muy alto, entonces por eso es que mucha gente empezó a practicarlo y se comenzó a difundir de boca en boca. A fines de 1998 y a comienzos del 1999 el Partido comunista Chino empezó a tener ciertos problemas con Falun Gong que se puede remitir al año en el 1996.


¿Qué tipo de problemas?

Para entender los problemas hay que hablar primero de cómo es el partido comunista chino. El partido comunista chino ha controlado toda China desde 1949 y que una de las bases del partido es el ateísmo, ninguna creencia ni nada divino. Ha utilizado mentiras y violencia para mantener el control y no hay ningún tipo de medio de comunicación libre en China. De esta forma al tener el pleno control de los diarios, todo tipo de medios constantemente, es como un lavado de cerebro constante para la gente china, en donde todos quieran o no quiera aceptan todo lo que se les dice y se les impone.
A través de los medios es una manera de controlar, pero otra forma es la violencia, poniendo a grandes grupos en contra de pequeños, que son las víctimas, colocando al resto de la sociedad en contra a ese grupo para incitar a la violencia, violencia contra esa minoría distinta al partido comunista y contra cualquier persona que critique al partido o esté en contra.
Así todos tienen miedo de alzar la voz o criticar al gobierno. En los 56 años de mandato del partido, alrededor de ochenta millones de personas perdieron sus vidas por todo tipo de movimientos políticos, hambrunas, desastres. En los años 70 empezaron a surgir un montón de movimientos de Chi Kung como el Tai Chi, movimientos lentos para mejorar la salud y mucha gente empiezó a practicarlos, pero nunca el gobierno había reprimido a grandes grupos de Chi Gong, hasta que apareció Falun Gong. En el 1993 y 1994 el gobierno apoyó a Falun Gong porque se ahorraba mucho dinero en hospitales ya que la gente mejoraba la salud. Así empezó a difundirse ampliamente el Falun Gong en ese ambiente, pero a su vez eso empezó a alarmar al gobierno porque además la creencia del Falun Gong es que existen seres sobrenaturales o seres que están más elevados a los seres humanos, no? Y eso es totalmente contrario a la ideología del partido comunista y empezó a generar algunas difamaciones desde el 96, pero no en todos los medios de comunicación, solo en periódicos. Entonces el gobierno empezó a enviar ciertos espías a meter entre los grupos de práctica para ver si había algún tipo de ideología anti-partido dentro del Falun Gong, pero muchos de ellos al ver qué era realmente empezaron ellos a practicar, entonces así más gente empezó a practicar Falun Gong y se hizo más popular hasta el 25 de abril del 1999.
Hubo muchos grupos científicos en China que empezaron a escribir artículos en revistas diciendo que la gente que practicaba Falun Gong se volvía loca y muchos practicantes de la zona sabían que eso no era verdad, pero no tenían acceso a los medios de comunicación o a revistas para publicar sus artículos. Entonces fueron a la sede de la revista, para decirles que ese artículo no era verídico. A esos 45 participantes que fueron a la revista la policía local los detuvo y también empezó a hacer el mismo tipo de cosas con otros practicantes en otras áreas. Cerca de dos mil practicantes fueron golpeados y les dijeron que esa era la manera que el gobierno iba a tratar a los practicantes de Falun Gong y si alguien tenía algún problema podrían al gobierno central en Pekín. Un día casi diez mil los practicantes que fueron a la sede del gobierno.
Se sentaron en la vereda a esperar, muy ordenados y en silencio a la espera que salga algún oficial del gobierno. Finalmente Zhu Rongji, Premier del Consejo de Estado, salió a hablar con ellos y resolvió el problema, liberando a esos 46 practicantes que estaban detenidos. Este evento irritó mucho al entonces líder del Partido en China (Jiang Zemin) y sentía celos por Falun Gong porque era una disciplina que tenia mucha influencia sobre el pueblo.
Jiang Zemin en ese mismo día escribió una carta a todos los directivos del Partido Comunista diciendo que: "Si no suprimimos a Falun Gong ya, en tres meses el Partido comunista va a colapsar y vamos a perder el control sobre la gente". Muchos de estos oficiales sabían que era Falun Gong porque lo conocían y sabían que no era ningún tipo de amenaza para el gobierno y que no iba a pasar nada así. Pero Chan San Ling insistió y utilizó los mecanismos que ya tiene el Partido Comunista Chino para suprimir y forzó a esos oficiales a tomar estas medidas. A partir del 20 de Julio de 1999 comenzó una campaña masiva de arrestos a practicantes de Falun Gong alrededor de toda China y toda una maquinaría de difamación en medios de comunicación.


¿Esto sigue hasta el día de hoy?

Fue todo como una oleada en los medios de comunicación. El 60% del tiempo de aire de todos los medios, era cubierto por difamación de Falun Gong, entonces la gente lo único que escuchaba era eso todo el día y como el gobierno controlaba todos los medios de comunicación, la gente estaba como cubierta, no tenia la manera de saber la verdad. El tipo de mentira que se utilizaba era que en Falun Gong la gente se mataba a si misma y que como estaban locos mataban a otras personas y está claro que nada de eso sucedió.
Ningún tipo de esa publicidad se realizaba fuera de China, solo dentro de China se decían ese tipo de mentiras.
Debido al tipo de historia de supresión que tiene el gobierno con las minorías la gente sola se reprimió, no alzó la voz, lo aceptó. Pero los practicantes de Falun Gong fueron a apelar a los distintos niveles del gobierno constantemente a decirles que no estaba bien que sean perseguidos, pero todos estos practicantes que fueron a apelar fueron detenidos, torturados o fueron enviados nuevamente a sus pueblos, donde fueron sometidos a sesiones de lavado de cerebro o también enviados a hospitales psiquiátricos.
Además fueron forzados a escribir una nota, una carta de arrepentimiento, de no practicar más Falun Gong, pero todos se rehusaron a hacerlo. Los practicantes fueron torturados de todo tipo de maneras malvadas y sabemos que alrededor de tres mil fueron muertos debido a las torturas, pero el número total es mucho mayor. Fueron privados del sueño, es un tipo de tortura, si uno pasa tres días sin dormir se siente muy cansado, muy nervioso, pero ellos los mantienen despiertos a algunos hasta por un mes y después de no dormir tanto tiempo enloqueces, ese es el tipo de tortura, volverlos locos. También reunían a los practicantes en medio del verano bajo el sol o en el norte de China a temperaturas afuera en -20º grados bajo cero y los dejaban con poquita ropa, el viento era muy frío y los dejaban por mucho tiempo y se morían de frío. Fueron sometidos a sesiones de lavado de cerebro y cuando uno no se somete son severamente golpeados y con todo tipo de torturas, como por ejemplo jaulas de metal chiquititas, en donde solo puedes estar agachado y está llena de clavos por todas partes y entonces no puedes moverte ni para adelante, ni para atrás, ni para arriba, solo estar arrodillado y si te mueves te pinchas, entonces en muy poco tiempo estás todo ensangrentado por los clavos que están a tu alrededor.
La manera de protestar de muchos practicantes es hacer huelgas de hambre, o sea no comen para protestar por la persecución, pero así son alimentados forzadamente por tubos de plásticos que atraviesan la nariz y muchas veces han forzado los tubos hasta que atravesaban los pulmones, entonces empezaban a desangrarse y esto es una tortura terrible. Muchas veces también los alimentan forzadamente con sal, con mucha sal y un poquito de agua y eso hacía que murieran de sed.
A las mujeres practicantes las arrojaban a prisiones llenas de hombres para que sean violadas y también han utilizado picanas eléctricas. A muchos practicantes los han forzado a comer excremento y a beber orina, cosas inhumanas y como no hay ningún medio de comunicación que cuente esto en China, yo estaba viviendo en Estados Unidos y al enterarme de todas estas cosas que estaban pasando sentí una urgencia en el corazón y quería ayudar de alguna manera. Entonces regresé a China.


¿Cómo se enteró si esto no salía de China?

De muchas maneras supe esto. Al regresar a China me contacté con practicantes de Falun Dafa en el sur, en mi ciudad, y ellos me contaron la manera en que fueron torturados. Muchos practicantes arriesgan su vida escribiendo artículos para distintas páginas web que hablan siempre de los temas de Falun Dafa en China contando sus experiencias de torturas y leí mucho de eso. Además otros practicantes me escribían también poniendo en riesgo su vida, de familiares y amigos fuera de China y podía creer esto porque conocía la brutalidad de cómo se maneja el régimen chino, como por ejemplo cuando masacró a los estudiantes en el año 1989 que querían democracia pasándoles con cañones por encima a miles.
En el 2000 fui a China y después regresé pero continué el contacto con esos partidos locales que conocía y les escribía ó les hacía llamadas.


¿Ud. ya era practicante de Falun Dafa?

Si, comencé a practicar en el año 97. En marzo del 2002 en Chan Chun en el norte de China unos practicantes lograron interrumpir la señal de TV de China controlada por el gobierno para pasar unos videos con la verdadera historia de Falun Dafa e inmediatamente después de eso unos 5 mil practicantes fueron detenidos, arrestados y torturados a muerte por el gobierno.
Igualmente muchos practicantes dentro de China estaban intentando hacer este tipo de actividades para aclarar los hechos y entonces tuve ganas de hacer algo al respecto. Averigüé acerca de cuáles eran los mecanismos y materiales que necesitaba para interrumpir la señal de TV y armé un equipo y regresó a China en octubre del 2002 con ese fin, pero como sabía que era muy riesgoso hacer esto, al regresar a China no contacté a ningún practicante de Falun Gong. Hice todo en secreto, me fui a Nang Tsa que es la ciudad donde vive el cabecilla del partido, para que la gente del pueblo supiera la verdad de lo que estaba sucediendo, pero no tuve mucha suerte porque el 21 de Octubre fui detenido por un policía de civil. Como no tenía identificación china me detuvieron inmediatamente porque tenía dos paquetes con toda la maquinaria para interferir la señal de Tv, pero no sabían qué era. Logro escapar, estuve detenido, igualmente los policías no sabían que era un practicante de Falun Gong y estaban esperando a otra persona especializada para abrir esas cajas porque no sabían de qué se trataba, entonces a la noche mientras esos policías jugaban a las cartas logré salir y escaparme.
Tres meses después me fui a otra ciudad a Kuan Cho en el sur de China. Fui detenido inmediatamente cuando llegué al aeropuerto y entonces los policías de la ciudad de Ian Tsu me detuvieron inmediatamente con el cargos que estaba intentando destruir la televisión China. Me gopearon, me pusieron esposas y no me permitieron dormir. Al día siguiente me transportaron de Kuan Cho a Shan Hai y de ahí a Ian Tsu.
Intencionalmente me pusieron esposas que cuando te mueves aprietan más y más y te cortan la piel llegando casi a los huesos. Mi dedo mayor no lo puedo enderezar, porque debe haber algún tipo de nervio en la muñeca que esta fuerza apretó tanto que lo destruyó.
Empezaron a interrogarme y me mantuvieron despierto por 92 horas y no me permitieron vestirse. Me tiraron en un centro de detención y después de dos meses de estar allí empezaron una querella, me demandaron, pero no era real.


¿Cómo era una dramatización?

En este juicio no me dieron la posibilidad de presentar mis evidencias y mostrar que el aparato para interrumpir la TV no iba a arruinar la televisión para nada, ni interrumpir los receptores de TV.
No me permitieron defenderme a mi mismo, decir por qué estaba utilizando el aparato para interrumpir una señal televisiva y expresar lo malo de la persecución y lo que estaba haciendo el gobierno.
Apelé una vez luego del juicio pero me negaron y me tiraron a prisión nuevamente. Me miraban durante 24 horas, observándome y tenía dos personas una por delante y otra por detrás apretado como en un sándwich, que no me permitían respirar.
Había un grupo de prisioneros que el gobierno los obligaba a golpearme y torturarme. Mis compañeros de prisión, me forzaban a mirar esos programas de TV que difaman a Falun Gong y si yo no quería mirarlos me golpeaban.


¿Usted era ciudadano Chino o ciudadano Americano?

Sí, ciudadano americano.


¿Qué pasaba con la embajada?

De la embajada de Estados Unidos en China me visitaba el cónsul todos los meses. Normalmente las reglas de visita para los presos una cada tres meses, mi caso había sido tan publicado, tan grande, porque las torturas eran tan severas que cambiaron las políticas y venían a visitarme todos los meses. Desde el comienzo que me detuvieron hice huelgas de hambre para condenar la persecución y en el 2003 hizo 9 cincuenta días en total.
Utilizaron la excusa de las huelgas de hambre que hice para alimentarme forzadamente y me atravesaron un tubo por la nariz. La situación era tan brutal, extremadamente dolorosa, me habían atado los brazos, las piernas todo el cuerpo y tenía convulsiones de tanto dolor. La persona que estaba filmando la tortura se desmayó por la brutalidad de la escena.


¿Qué pasaba por su cabeza en ese momento?

En mi mente lo que tenia es que era inocente y que debía resistir y no debía ser tratado de esa manera. Era agonizante, muy doloroso porque estaba en una camilla atado todo el tiempo con este tubo. Me dijeron que mi vida iba a ser tan miserable que sería mejor que muera, que me iban a forzar a estar dentro de la milicia y si yo no lo hacía me golpearían y arrestarían. Lo peor que me hicieron fue utilizar a mi madre para poner presión en mí. Mi madre sufría desde hacía ya 8 años leucemia y me decían que si dejaba mi fe en Falun Gong me iban a liberar inmediatamente y sacar todos los cargos, pudiendo ir de regreso con mi madre y salvar su vida, sino ella iba a morir, pero mi madre y yo nos entendíamos y nos apoyábamos. Si aceptábamos eso era someternos a la humillación por el resto de nuestras vidas y no lo hicimos. Mi madre murió dos años después de mi arresto.
A pesar de ser ciudadano americano me forzaban a hacer trabajo de esclavo y ustedes deberían prestar atención porque todas esas cosas que compran baratas de China, son baratas porque viene del trabajo de esclavos. A la gente no le pagan nada, las condiciones del trabajo es en un ambiente totalmente duro, serían alrededor de 60 prisioneros en una habitación con temperaturas extremadamente altas 40º centígrados, que sin hacer nada ya estás sudando y estás forzado a trabajar 12 horas seguidas.
Otro tipo de tortura que me hicieron fue sentarme en un banquito de 30 cm de alto donde tenía que mantenerme derecho todo el tiempo. Era extremadamente doloroso y no me permitían hablar con nadie, ni leer, ni nada y el período más que más tiempo estuve así fue de 48 días consecutivos. Después de esa tortura mi cerebro empezó a trabajar más lento. También me obligaron a escribir en un informe mis pensamientos para que supieran lo que tenía en mi mente, si yo me rehusaba me torturaban. Mi corazón comenzó a funcionar mal porque no podía acostarme ni descansar. Tuve mucha suerte porque como era ciudadano americano no me torturaban de las maneras brutales como lo hacían con los practicantes locales chinos y además porque el cónsul venía a visitarme todos los meses. Sabía que muchas fuerzas en Norteamérica estaban intentando rescatarme.


¿Y cómo fue liberado?

Porque me sentenciaron ilegalmente a 3 años de prisión, me quedé ahí y cumplí el término de los 3 años y como no tenían ninguna otra excusa para mantenerme, me deportaron. Pero la persecución continúa y hay practicantes que están siendo torturados a muerte cada día.


¿Qué pasa con los derechos humanos en China, no hay intervención de los derechos humanos?

Hay algunos tipos de presiones alrededor del mundo como por ejemplo Amnistía Internacional está preocupada por estos casos de Falun Gong. El gobierno de Estados Unidos también lo está y anualmente lanza un informe por los derechos humanos en China, pero que nada ha sido formalmente condenado, es como que expresan su preocupación por los derechos humanos y por la persecución a Falun Gong, pero nada ha sido tan fuerte como para condenar. Solo recientemente el gobierno de Canadá ha demandado al gobierno Chino formalmente, condenando la persecución.
Muchos testigos han salido de China y han atestiguado la sustracción de órganos en vida para que estén los órganos frescos y se vendan en el mercado interno y también fuera de China a practicantes de Falun Gong y luego los ejecutan. Se ha lanzado un informe de dos meses de investigación confirmando que sí existe la sustracción de órganos a practicantes de Falun Dafa vivos y que se sabe que es alrededor de 50 mil practicantes que han sido víctima de esto.


¿Hoy existe todavía una persecución tan brutal?

Sí, continúa hasta ahora. Es muy triste la sustracción de órganos, que nunca había pasado antes en la historia, sólo ahora bajo el régimen comunista Chino.


¿Puede volver a China o no?

No puedo regresar. Me bloquearon la entrada por cinco años. Es muy importante para un ser humano tener conciencia para mantenerse en pie ante estas violaciones de los derechos humanos.


¿Qué puede hacer la gente ante una situación de esta naturaleza? Contarle a más gente lo que está pasando verdaderamente con la persecución y también que más gente se entere de la verdadera naturaleza del Partido Comunista Chino. Mucha gente de Argentina que viaja a China para hacer negocios que sepa qué está pasando realmente. He visto que la mejor manera es no darle más fuerza al gobierno. En un periodo corto de tiempo mucha gente ha renunciado a su membresía a todas las organizaciones del partido Comunista Chino y que son casi 15 millones y eso los va debilitando y dando menos fuerza para mantener los fondos y el poder para cometer este tipo de crimen.


Si el gobierno Chino tiene tanto miedo que Falun Dafa tire abajo es sistema; ¿Qué tan fundado es este miedo del gobierno?

Hay muchas maneras de ver esto. Primero una que los practicantes de Falun Gong no tienen ningún antecedente político, ni de intentar derrocar al gobierno, no está relacionado con eso y otra es que el Partido Comunista Chino no permite a ningún otro tipo de partido político, es lo único que hay en China, no permite ningún otro tipo de organización, entonces suprime cualquier cosa que sea distinta que convoque a mucha gente. Los practicantes reportaban al gobierno que no tenían ningún interés en derrocarlo, pero continuaron con la persecución, entonces la gente ahora se dio cuenta que la única manera de parar todos estos crímenes es desintegrando al Partido Comunista Chino. El gobierno Chino tiene un constante miedo que va a perder poder entonces continuamente dicen eso… vamos a perder.


a la gente…

Sí, pero es como que eso juega al final en contra de ellos porque ese miedo constante de perder poder hace que al final pierdan poder.


De acuerdo a su experiencia, ¿qué siente hoy tal vez después de haber vivido todo lo que vivió de ver cuál sigue siendo la realidad y cuál es su aspiración?

Después de cuatro años de haber practicado siento que Falun Dafa es un sistema maravilloso y tengo realmente paz y en el corazón una tranquilidad muy grande. Por más que haya persecuciones en China no tengo miedo, todos los miedos son totalmente eliminados y siento es mismo sentimiento que tienen los practicantes de Falun Dafa en China: PAZ...
Después de tres años de infierno de estar preso reforcé mi determinación y creencia en Verdad, Benevolencia y Tolerancia. Mi Fe es cada vez más sólida y puedo ver en el futuro lo malvado de esta persecución y que va a terminar pronto. Puedo ver que el futuro de la humanidad está yendo hacia una dirección muy buena.


Qué bueno. La última pregunta: ¿cree que las personas que no viven en China si practican Falun Gong estarían acompañando a toda esta gente que está padeciendo esta situación?

Si, siento que formamos un cuerpo. Es como que unos a otros nos estamos ayudando.


Entrevista realizada en el mes de Septiembre del 2006

Home entrevistas


  TEMAS RELACIONADOS


MANTRA Producciones

Tel:
(011) 4783-9343
Tel: (011) 6009-9190
ventas@mantra.com.ar


Lun. a Vie.
8 a 20 hs.


Volver a Mantra
www.mantra.com.ar